Juego de Estrellas

Juego de Estrellas

El Ing. Jaime Bonilla organizó el 23 de noviembre de 1987 el Juego de Estrellas de la Liga Mexicana del Pacifico, donde se enfrentaron los mejores jugadores de la Zona Sur (Culiacán, Mazatlán, Los Mochis, Guasave y Navojoa manejados por Francisco Paquin Estrada), y la Zona Norte (Tijuana, Mexicali, Ciudad Obregon, Guaymas y Hermosillo dirigida por Jorge Fitch).

El juego fue un éxito en todos los sentidos, en lo deportivo ganó al Zona Sur y la organización fue de lo mejor logrando un lleno impresionante en el estadio con la presencia de la prensa de Sonora, Sinaloa y la capital del país que se fueron maravillados por la organización de este juego que se celebró en honor a Héctor Espino, el más grande pelotero mexicano.

Hector Espino
Hector Espino lanza la primera bola

En pleno juego, hizo su aparición en el terreno y detuvo el juego por varios minutos el boxeador Julio César Chávez, el gran campeón mundial super pluma que se llevó una gran ovacion de la afición, pues apenas dos días antes había vencido a Edwin Chapo Rosario.

JLC Estrellas

Durante el play off de la Liga Mexicana del Pacífico, los Potros seleccionaron como refuerzos a Héctor El Caballo Heredia, considerado en ese momento como el mejor relevista mexicano y para la final llego el tercera base mexicano Nelson Barrera, que seria nombrado por la prensa tijuanense como el Jugador Mas Valioso de la Serie de Campeonato, recibiendo un reconocimiento.